7 jul. 2012

MANEJO DE LA IRA











Manejo de la Ira — Las Raíces de la Ira
Tú puedes aprender técnicas para el manejo de la ira, sin importar el origen de la misma. Admitir el hecho de que tu ira está fuera de control resulta esencial al atacar el problema. La ira excesiva puede ser causada por problemas de salud, asuntos familiares, abuso de alcohol y drogas, desesperación financiera, temor o estrés extremos y vacío espiritual. La ira descontrolada puede terminar en problemas adicionales para tu vida. ¡Pero tú puedes controlar tu ira! Controlar tu ira es una decisión que tú puedes tomar.

Manejo de la Ira — Efectos
La ira descontrolada tiene efectos emocionales y físicos a largo plazo en nuestro cuerpo.

  • Efectos Físicos: La ira causa daño, aumenta la secreción de adrenalina, presión alta e incrementa el ritmo cardíaco; probablemente produciendo derrames y ataques al corazón.
  • Efectos Emocionales: la ira crea una intensa culpa, sentimiento s de fracaso, depresión, agitación constante, furia violenta y posiblemente suicidio.
Manejo de la Ira — Opciones
La ira es una emoción muy fuerte. La ira descontrolada es un patrón de vida. No es fácil superar la ira, se requiere un compromiso determinado. Se requiere honradez, valentía y una increíble fuerza interior. También se requiere ayuda de otros. Para superar la ira, estos pasos son importantes:

  • Determina de manera conciente estar calmado. No reacciones, ¡piensa! Recuerda tus objetivos y responde apropiadamente. ¡Elige permanecer calmado!
  • Comunícate: Cuando alguien te molesta, déjaselo saber. Habla tranquilamente con la persona sobre cómo te sientes en referencia a sus palabras y acciones. Aprende a expresarte mejor, con claridad y compostura. ¡Elige!
  • Retírate de la escena hasta que puedas responder sin ira: No tendrás éxito de la noche a la mañana. Da un paso a la vez, un día a la vez. Recuerda relajarte. Ejercicios de relajación o música pueden ser útiles. Mantén en mente que puedes acudir a alguien de confianza por ayuda. ¡Elige!
  • Toma frecuentemente tiempo para ti: Haz algo que disfrutes, como caminar en el parque, nadar, leer la Biblia, ver una buena y relajada película. Haz algo bonito por alguien a quien admires. Está bien sentirse bien con uno mismo. ¡Elige!
  • Mira el lado positivo: No te hundas en lo negativo. “No te ahogues en un vaso de agua”. Aprende a perdonar. Es difícil, pero necesitamos empezar por aprender a perdonarnos a nosotros mismos.

MEDITACION SOBRE EL CORAZON EN EMOCIONES NEUTRAS




Un primer paso importante en la transformación de la tensión emocional es la limpieza de las emociones fuertes, y juicios negativos a medida que surgen. Tan pronto como usted comienza a sentir tu energía va hacia los lados, se puede utilizar para reorientar neutral dentro de ti mismo y volver al corazón. Esto borrará sus emociones sobre la marcha y empezar a construir su autonomía para despejar aún más.

Una vez que sus emociones se alteran, su mente tenderá a saltar con los juicios hacia sí mismo oa otros. La mente, como una computadora, se inicia un proceso de análisis de por qué, el cálculo de los próximos pasos, y la crianza de los recuerdos de lo que ocurrió cuando te sentiste así antes. El poder de la herramienta neutral le ayuda a poner este impulso mental de una pausa para que pueda neutralizar sus reacciones y pensamientos. El poder de neutro permite la orientación de su corazón, su inteligencia del corazón, para entrar y detener la pérdida de energía.

A juzgar por sí mismo oa los demás hace que la energía de una copia de seguridad en su sistema y se siente mal. No trae soluciones útiles. Sólo nos hace sentir decepcionados con nosotros mismos, que drena más energía. Podemos dejar esto en sus pistas usando el poder de Neutral.

Practicando el poder del neutral ayuda a que tu mente, las emociones y la fisiología a un estado de neutralidad. Piense en neutral como un "tiempo de espera de la zona" donde se puede dar un paso atrás, neutralizar sus emociones y ver más opciones con claridad objetiva.



El poder de la herramienta neutral †

Tome un tiempo de espera. Respire lenta y profundamente. Imagine el aire entrante y saliente a través de su área del corazón en el centro de su pecho.

Trate de retirarse de sus pensamientos y sentimientos de estrés a medida que continúe la respiración.

Continúe hasta que haya relajado y se neutraliza la carga emocional.



Use el Paso 1 tan pronto como usted sienta que sus emociones empiezan a amplifican. En primer lugar, tomar un tiempo fuera por la elección de un paso atrás de sus emociones. La respiración del corazón en el Paso 1 le ayudará a sacar la energía de la cabeza, donde los pensamientos y sentimientos negativos se amplifican. Respire lenta y profundamente de una manera casual mientras que usted hace que la respiración está entrando y saliendo a través de su área del corazón.

En el paso 2, desentenderse de sus pensamientos y sentimientos de estrés a medida que continúe la respiración. El solo hecho de la intención de retirarse le puede ayudar a liberar una gran cantidad de energía emocional.

En el paso 3, de continuar el proceso hasta que haya relajado y se neutraliza la carga emocional. Esto no significa que la irritabilidad, la ansiedad u otros sentimientos de estrés se han evaporado por completo. Simplemente significa que la energía cargada ha sido sacado y que han dejado de acumular el estrés. Incluso si usted no es totalmente capaz de neutralizar una reacción en el momento, sólo tiene que hacer el esfuerzo de cambiar a Neutral se detendrá la acumulación de ansiedad o el estrés al respecto. Le dará la oportunidad de reagruparse y reorientar sus energías.

Una de las cosas que pueden ayudarle a llegar a neutral se esté preguntando, "¿Realmente quiere mantener el drenaje de energía y destacando sobre la situación o lo mal que me siento?" Por ejemplo, justo antes de una situación que normalmente lo pone ansioso o estresado, usted puede comenzar a proyectar la idea negativa que va a estallar o ser juzgado por los demás. Este es el momento perfecto para usar el poder de Neutral. De lo contrario, su reacción emocional entrará en funcionamiento y que drene. E incluso si usted no recibe por completo la calma, va a Neutral aún reduce una gran cantidad de estrés y te ayuda a enfocar.

A medida que construye su capacidad de utilizar esta herramienta, usted va a adquirir un nuevo tipo de mantenimiento de la energía emocional. Esto se traduce en más energía para hacer las cosas que realmente quieres hacer.

6 jul. 2012

¿Que es Sindrome de la Mujer maltratada?





Es cuando frente a los reiterados episodios de violencia y pensando de que la situación no se va a modificar, la mujer se calla, por temor a que se produzca una agresión aún mayor, hacia ella o hacia sus seres queridos.
¿Cómo nos damos cuenta que una mujer presenta el síndrome de la mujer maltratada?
El síndrome de la mujer maltratada puede manifestarse con síntomas corporales o trastornos psicológicos. Los más frecuentes
son:
a) Angustia, malhumor, depresión, sensación de impotencia, intentos de suicidio e insomnio;
b) Abuso de drogas y trastornos de la alimentación;
c) Molestias en el cuerpo como: dolor abdominal crónico, dolor de cabeza, cansancio, etc. que no mejoran con el tratamiento;
d) Problemas ginecológicos.

Es común que las mujeres maltratadas pidan turno con el médico y falten y, si tienen lesiones físicas provocadas por la violencia, suelen demorar en buscar ayuda, o bien dar explicaciones vagas acerca de cómo se ocasionaron. Las embarazadas suelen acudir tardíamente al control prenatal. Las consultas en la guardia son frecuentes.

Habitualmente, el agresor evita que la víctima sea atendida por un mismo médico y la acompaña a la guardia para asegurarse de que no cuente nada. Estas pacientes están como “anestesiadas” (como si una parte de la persona no sintiera lo que le está ocurriendo). Por ejemplo: una mujer consulta en repetidas oportunidades por cansancio general, dolores en todo el cuerpo, etc. y, a partir del interrogatorio del médico, relata, sin signos de tristeza o sufrimiento, cómo su marido a veces la pellizca o la empuja. Ella dice que así es él, que siempre la ha tratado de ese modo, pero que a ella no le molesta, “igual, después se le pasa”.
En muchos casos, el maltrato en la mujer sólo es detectado por el sistema de salud cuando la víctima se presenta a la guardia (o, menos frecuentemente, al consultorio) con heridas graves etc..

¿Cúales son las características de los agresores?

Son individuos con ideas cerradas, no suelen escuchar al resto de las personas. Perciben a su mujer como una persona
provocadora, y tienen una especie de lente de aumento para observar cada pequeño detalle de la conducta de ella.
Por el contrario, les resulta extremadamente difícil observarse a sí mismos y suelen confundir el miedo con la rabia,
y la inseguridad con la bronca.

Se justifican diciendo que las consecuencias de su violencia no son tan grandes, como sí lo son las causas que la provocaron.

No registran que se están abusando de la víctima, o no lo toman en serio. Niegan el abuso, responsabilizan a otros.
Se comportan de manera muy distinta en público que en privado (su comportamiento social suele ser amable y seductor);
cuando se los interroga niegan o minimizan sus actos de violencia o sostienen que es la mujer quien los provoca.

Por lo general, los abusadores tienen dificultad para expresar sus sentimientos, no dan apoyo, atención o apreciaciones
a los demás; no respetan los derechos ni opiniones.

Faltan el respeto: interrumpen cuando se los interroga, cambian de tema, no escuchan o no responden, cambian las
palabras, humillan a la víctima frente a otros.

Utilizan tácticas de presión sobre la mujer como el generar culpa, intimidar, amenazar, retener el dinero, manipular
los hijos.

Existe “abuso de la autoridad”, toman solos las grandes decisiones, dicen lo que hay que hacer.

Suelen tener antecedentes de haber presenciado episodios de maltrato o violencia en su hogar en la infancia.

¿Cuáles son los sentimientos más comunes que se generan en la víctima?
Las víctimas del maltrato crónico suelen compartir un discurso similar en el que predomina la sensación de “drama” y de “culpa por dicho drama”. Les parece que el maltrato es algo natural, que así debe ser la vida y que no hay otra forma.
muchas víctimas tratan de encontrar un motivo por el cual son violentadas y utilizan frases como: «algo debo haber
hecho para que esto ocurra», «me lo merezco», «es mi destino», «yo lo elegí», etc.

no se sienten merecedoras de afecto.

viven en un permanente estado de sometimiento y son incapaces de reaccionar o de tener una respuesta favorable
ante el ataque.

tienen mucha vergüenza y miedo.

suelen minimizar la violencia con frases como «no es tan grave», «no es tan seguido», «solo me dio un cachetazo».

la mayoría de estas mujeres creen, sin embargo, que su pareja “algún día va a cambiar”

SER HOMBRE



¿Qué significa ser hombre? La masculinidad es un conjunto de características, valores y comportamientos que una sociedad impone como el "deber ser de un varón". Entonces, el hombre es aquel que logra representar ese personaje prestablecido, cuyas características son la fuerza, la valentía, la virilidad, el triunfalismo, la competitividad, la seguridad, el no mostrar afectividad.
Es evidente que este reparto, también se hace sentir en el mundo femenino. De la misma manera, el mandato social establece que los atributos de la feminidad (delicadeza, sensibilidad, fragilidad, romanticismo) deben ser asociados sólo a las mujeres. Por lo tanto, no está bien visto que un hombre, hecho y derecho, tenga actitudes asociadas con la feminidad (lo mismo sucede a la inversa).
A lo largo de la historia de (al menos) los países occidentales y hasta nuestros días, la consecuencia directa de esta imposición de roles es la construcción de un binomio a partir del cual se erigen las desigualdades de género y las infinitas discriminaciones cotidianas.

VARONES FEMINISTAS. Enrolados bajo el nombre de “feministas” “pro-feministas”, “anti-machistas”, u “hombres por la igualdad”, cada vez más varones cuestionan ese modelo de masculinidad tradicional. Entonces convocan a jornadas de reflexión, salen a la calle a pintar graffitis y murales con sus consignas, y se reproducen a través de internet en foros y blogs, siempre con una misma misión: debatir sobre la masculinidad y sus roles preestablecidos en el trabajo, la pareja, el hogar y con relación a los hijos.
Se reúnen para reflexionar sobre su propia masculinidad. Se oponen al modelo del “hombre tradicional” vinculado a la fortaleza y la imposición; reclaman nuevos roles y denuncian la violencia de género. Los grupos anti-machistas se iniciaron en Europa y en Argentina ya tienen a sus primeros referentes.
Abogan por una “democratización” de las tareas de la casa a través de acciones efectistas y que llaman la atención, como por ejemplo, mediante concursos de planchado rápido. Y más seriamente, marchan contra la violencia doméstica, acompañando a las mujeres que denuncian a sus congéneres víctimas de lo que ellos no dudan en llamar “la violencia machista”.
Si bien existieron grupos de estas características en los Estados Unidos en los años '70, en Europa se expandieron a partir del 2000, en un principio, bajo el ala de agrupaciones feministas de mujeres.
Actualmente en España existen más de 23 grupos de “hombres feministas”, particularmente alentados por la creación del Ministerio de Igualdad en 2008, organismo que el año pasado se reubicó en el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.
En la Argentina, las primeras voces masculinas “anti-machistas” todavía se oyen tímidamente. El politólogo argentino Daniel Blinder es uno de los que busca generar un espacio político para los varones “pro-igualdad”. “No estamos planteando: las mujeres a trabajar y los tipos a planchar. Lo que buscamos es que derechos humanos como la libertad y la igualdad sean aplicados a todos los miembros de la sociedad sin distinción de género”, explica Blinder. Él se autoproclama feminista, aunque asegura que el concepto no está exento de prejuicios. “Muchas veces discuto con amigos porque hay gente que cree que ser feminista es ser un snob, un amanerado o un dominado. De la misma manera existe el prejuicio de que las feministas son todas divorciadas o lesbianas”, admite Blinder.
“Si bien es cierto que de una generación a otra el estado de las cosas ha cambiado, no se ha producido aún la gran transformación. Se sigue visualizando en términos de colaboración, la mujer ayuda al hombre con las finanzas, el hombre ayuda a la mujer con las tareas de la casa”, asegura.
Por su parte desde su sitio varones.com.ar, Guillermo Vilaseca, psicólogo argentino, especialista en estudios sobre la masculinidad, dice: “Los hombres estamos tratando de romper esa especie de corset emocional que nos ubica como seres proveedores en el hogar, que jamás lloramos y estamos siempre listos para el sexo. Se trata de ir contra los estereotipos, ese conjunto de valores que se le atribuyen no sólo al varón, sino también a la mujer”.

PATERNIDAD. En la puerta de acceso al sitio web de Prometeo, un grupo de hombres “pro-igualdad” con residencia en León, España, se puede ver a un chico que escribe “mi papá me mima". Ellos trabajan para lograr un mayor protagonismo en relación a la paternidad. “En el modelo de hombre tradicional, el ser padre está asociado con aquella figura que exclusivamente imparte autoridad. En esa búsqueda, muchas veces el varón se pierde del placer de disfrutar de otras cosas, la paternidad puede ser, para la mayoría de los hombres, la mejor oportunidad de aprender a expresar sus sentimientos”, proponen.

Elogio a la mujer brava

A los hombres machistas, que somos como el 96 por ciento de la población masculina, nos molestan las mujeres de carácter áspero, duro, decidido. Tenemos palabras denigrantes para designarlas: arpías, brujas, viejas, traumadas, solteronas, amargadas, marimachas, etc. En realidad, les tenemos miedo y no vemos la hora de hacerles pagar muy caro su desafío al poder masculino que hasta hace poco habíamos detentado sin cuestionamientos. A esos machistas incorregibles que somos, machistas ancestrales por cultura y por herencia, nos molestan instintivamente esas fieras que en vez de someterse a nuestra voluntad, atacan y se defienden.
La hembra con la que soñamos, un sueño moldeado por siglos de prepotencia y por genes de bestias (todavía infrahumanos), consiste en una pareja joven y mansa, dulce y sumisa, siempre con una sonrisa de condescendencia en la boca. Una mujer bonita que no discuta, que sea simpática y diga frases amables, que jamás reclame, que abra la boca solamente para ser correcta, elogiar nuestros actos y celebrarnos las bobadas. Que use las manos para la caricia, para tener la casa impecable, hacer buenos platos, servir bien los tragos y acomodar las flores en floreros.
Pero estas nuevas mujeres, si uno logra amarrar y poner bajo control al burro machista que llevamos dentro, son las mejores parejas. Ellas ya no se dejan mantener, que es otra manera de comprarlas, porque saben que ahí -y en la fuerza bruta- ha radicado el poder de nosotros los machos durante milenios. Si las llegamos a conocer, si logramos soportar que nos corrijan, que nos refuten las ideas, nos señalen los errores que no queremos ver y nos desinflen la vanidad, nos daremos cuenta de que esa nueva paridad es agradable, porque vuelve posible una relación entre iguales, en la que nadie manda ni es mandado. Como trabajan tanto como nosotros (o más) entonces ellas también se declaran hartas por la noche y de mal humor, y lo más grave, sin ganas de cocinar. Al principio nos dará rabia, ya no las veremos tan buenas y abnegadas como nuestras santas madres, pero son mejores, precisamente porque son menos santas.
Los varones machistas, somos animalitos todavía y es inútil pedir que dejemos de mirar a las muchachitas perfectas, llevamos dentro un programa tozudo que nos impulsa, como autómatas. Pero si logramos usar también esa herencia reciente, el córtex cerebral, si somos más sensatos y racionales, si nos volvemos más humanos y menos primitivos, nos daremos cuenta de que esas mujeres nuevas, esas mujeres bravas que exigen, trabajan, producen, joden y protestan, son las más desafiantes y por eso mismo las más estimulantes, las más entretenidas, las únicas con quienes se puede establecer una relación duradera, porque está basada en algo más que en abracitos y besos, o en coitos precipitados seguidos de tristeza. Esas mujeres nos dan ideas, amistad, pasiones y curiosidad por lo que vale la pena, sed de vida larga y de conocimiento.
¡Vamos hombres, por esas mujeres bravas! Oro por que mi hija sea de este maravilloso grupo y encuentre hombres que sepan apreciar a esta clase de nuevas mujeres.

Héctor Abad, escritor y periodista colombiano.

4 jul. 2012

BULLYNG en las escuelas.




Tecnología Anti-Bullying en las escuelas


 
La "capacitación de padres y docentes" es la clave para superar los problemas que viene cuando la violencia llega a las escuelas, un fenómeno que cada vez preocupa más y parece no detenerse. De hecho, un reciente informe regional de la organización no gubernamental, Plan International, y de UNICEF estima que entre el 50% y el 70% de los niños de primaria y secundaria han sido testigos o víctimas de bullying en Latinoamérica.
Esta es una de las principales conclusiones del segundo Congreso Internacional sobre Conflictos y Violencia en las Escuelas, un encuentro de expertos e investigadores latinoamericanos en educación y conflictos escolares que se realizó el último fin de semana en Buenos Aires.
Allí se analizaron las causas de fenómenos como el acoso entre compañeros o 'bullying', además de los maltratos a profesores y los conflictos entre padres y docentes. La idea fue encontrar entre todos algunas estrategias de intervención que permitan disminuir los conflictos.
Casi al mismo tiempo, se lanzó en nuestro país y toda Latinoamérica una campaña para frenar las agresiones entre los alumnos. Se trata de una iniciativa, llamada “Basta de bullying, no te quedes callado”, que les pide a los chicos y chicas firmar un compromiso en contra del bullying y actuar juntos para ponerle un alto al bullying en las escuelas.
Con la firma del compromiso- que se puede acceder en los sitios web de los socios indicadas más abajo - los estudiantes se comprometen a alzar la voz para detener el bullying cuando son testigos y buscar la ayuda de adultos de confianza para que también intervengan. “Cuando vea a un niño que esté siendo humillado o lastimado, diré algo. Voy a hablar sobre bullying con mis amigos y los adultos que forman parte de mi vida, para que todo el mundo sepa que yo creo que molestar a otros está mal.” Por su parte, los adultos que firman el compromiso prometen actuar de manera responsable en casos de bullying, asegurándose de que la violencia no se responda con más violencia. “Voy a defender a los niños que necesitan apoyo, tanto a los míos como a los de los demás. Voy a incentivar la capacitación de todo el personal de la escuela para que puedan ayudar eficazmente a nuestros hijos,” dice el documento.
Las variables sociales"Estos problemas no solo dependen de docentes y padres sino que también hay variables sociales", explicó Fernando Osorio, presidente del congreso realizado en Buenos Aires. Para Osorio, muchos de los problemas con los niños proceden de una "mala lectura" de la idea de autoridad por parte de la sociedad.
Para el psicoanalista, en muchos países latinoamericanos la transición de regímenes dictatoriales a la democracia ha provocado "una transmisión errada del concepto de autoridad", por lo que se ha confundido "autoritarismo con autoridad", incorrectamente vinculada a la disciplina militar. "Tenemos un déficit en varias generaciones de padres que dejan a sus hijos en posturas de libre albedrío", aseguró Osorio, lo que ha incorporado una "autonomía anticipada" de los chicos y chicas, que se ha visto acompañada por una incorporación de conductas de rebeldía propias de la adolescencia en edades mucho más tempranas.
Osorio opinó que el acoso escolar no ha aumentado, sino que es "más visible" que en otros momentos, y aseguró que la falta de formación de los docentes es una de las causas más relevantes de la impotencia de los maestros para acabar con este tipo de abusos. "El docente termina la carrera y la sensación es que no tiene ni idea de cómo manejar un grupo, generar dinámicas de trabajo, reconocer liderazgos, y tampoco sabe manejar la relación con padres, no sabe tenerlos como aliados", indicó Osorio.
“El poder punitivo no resuelve los conflictos”
La conferencia magistral de inauguración del evento fue dictada por Eugenio Zaffaroni, Profesor Emérito de la Universidad Nacional de Buenos Aires y actual Ministro de la Corte Suprema de Justicia de la Nación. La misma se tituló “La criminología mediática y la manipulación del miedo” en donde entre otros conceptos resaltó que: “actualmente las autoridades pueden aplicar tres modos de resolver los conflictos que ocurren dentro de la escuela, ellos son: el modo reparador, el terapéutico y el conciliador”.
Por otra parte señaló que: “el poder punitivo, autoritario”, no es un modelo de resolución de conflictos; solo busca ejercer el poder de forma vertical”.
Por ultimo, destacó que: “los mismos estereotipos de criminalización  que se presentan en la sociedad son aplicados a los niños dentro de las escuelas según sus conductas. Debido a esto es incorrecto hablar de violencia escolar ya que la violencia es social; la escuela nunca es generadora de estas conductas”.
Una aplicación anti-bullying
Recientemente, la compañía Facebook decidió comprometerse con este problema y anunció que lanzará una aplicación especial anti-bullying para los niños y adultos de América Latina, junto al canal infantil Cartoon Network. Barry Koch, Vicepresidente Senior y Director General de Cartoon Network y Boomerang América Latina, destacó la importancia de llegar a los jóvenes de diferentes maneras para luchar contra el bullying. “Facebook ha creado una aplicación para el compromiso y a través de la participación de millones de adolescentes y de adultos en las redes sociales, se creará conciencia sobre este problema de bullying que será llevado a un nuevo nivel en toda la región”, comentó. “Con programas en escuelas promovidos por Plan International, World Vision y la Secretaría de Educación del Distrito Federal, la participación de Facebook permitirá a la campaña expandirse más allá de la audiencia principal infantil de Cartoon Network, proporcionando información y sugerencias de formas que también atraen a los adolescentes y adultos. A través de nuestro acercamiento en múltiples plataformas y la combinación de recursos podemos inspirar a aún más gente a tomar medidas en contra del bullying”.
“El corazón de la prevención del bullying es el poder que tienen las comunidades de entablar un diálogo cuando ven estas situaciones y de establecer la cultura que el bullying no está cool”, dice Marne Levine, Vicepresidente de Políticas Públicas Globales de Facebook. “La expansión de esta campaña a América Latina refuerza nuestro profundo compromiso con la seguridad y la protección de los jóvenes en todas partes. Al trabajar con Cartoon Network y sus socios, nuestra esperanza es inspirar a millones de personas a tomar medidas contra el acoso."

Fuentes: Cartoon Network, UNICEF, Facebook INC.  y Télam